Cómo crear tu espacio de teletrabajo en casa

El teletrabajo ha llegado para quedarse y de esta manera, hemos trasladado la oficina a nuestras casas. Esto significa tener que desarrollar la labor profesional desde el hogar, lo que supone algunas dificultades: distracciones, ruido, la tentación de hacer otras tareas, etc.  A pesar de que no es sencillo tener que trabajar desde casa, lo principal es buscar un espacio idóneo para hacerlo. En este artículo te explicamos cómo crear tu espacio de teletrabajo en casa, ¡para que puedas estar más cómodo y a gusto! 

El primer paso: define un lugar concreto para trabajar 

No caigas en el grave error de trabajar en el sofá, en la cama o en la cocina… ¡porque es una trampa! Estos espacios suelen distraernos de nuestra labor.  

Por lo tanto, es necesario definir claramente en qué parte específica de tu casa trabajarás de ahora en adelante. 

Es recomendable que trabajes lejos de televisores y zonas de paso, para evitar interrupciones o distracciones innecesarias. 

Una buena iluminación es fundamental 

Parece algo demasiado obvio, pero a veces, por la distribución u orientación de la vivienda, no siempre es posible tener una buena iluminación.  

Por ello, es preciso procurar que el puesto de trabajo se encuentre cerca de una ventana que deje pasar la luz natural.  

Si no puede ser así, deberás optar por iluminación artificial. Es recomendable que esta sea cálida y agradable y que esté colocada en una buena posición para librarte de reflejos en la pantalla que te hagan forzar la vista. 

La iluminación es fundamental para crear tu espacio de teletrabajo ideal

Armonía de olores y colores 

Es importante que las paredes sean de un color que te motive y te inspire para ponerte a trabajar. De esta forma, se aconseja guardar una armonía cromática con el resto de los muebles y elementos de tu espacio de teletrabajo.  

El blanco es el color que nunca falla porque ayuda a que el espacio se vea más amplio y limpio. Asimismo, el color azul favorece la concentración y enaranja o el rojo estimulan la imaginación. 

Los olores también son relevantes porque influyen en nuestra actividad mental y en nuestro estado de ánimo. De este modo, puedes jugar con los aromas: olores cítricos para la memoria, menta para la energía o el romero y el jazmín para mantenernos positivos y evitar el cansancio. 

Ten en cuenta la ergonomía 

Un buen truco es colocar todos los elementos de manera que tu jornada de teletrabajo se parezca lo máximo posible a una jornada normal de oficina.  

Coloca el ordenador frente a ti para que puedas usarlo sin girar el cuello o el tronco. Asimismo, instala la pantalla lo más lejos posible de ti, a una distancia mínima de 40 cm.  

También son imprescindibles una buena mesa y una buena silla. Elige una mesa en función del uso que le des al ordenador, aunque es muy importante que cuente con aperturas para el paso de cables. Como recomendación: elige una mesa regulable en altura, de esta forma podrás alternar posturas y hacer tu trabajo sentado y también de pie. 

Respecto a la silla, mejor si es un modelo ergonómico y regulable en altura para que el respaldo se adapte correctamente a tu espalda. Además, es importante que tenga reposabrazos y una base de ruedas. 

Utiliza una silla cómoda, preferiblemente regulable en altura y con base de ruedas

Por otro lado, mantén el espacio bien organizado para trabajar en buenas condiciones, ¡y que fluya la concentración y la creatividad! 

Si quieres saber más acerca de cómo crear tu espacio de teletrabajo en casa, ¡no dudes en contactar con nosotros!